Los Bonos de E.U. no son “AAA”

Escrito por Joey Levy | 29 de ago de 2009 | Presione aquí para ver artículo original

 

Hay empresas que se dedican a la publicación de análisis financieros de bonos de países. Las más reconocidas son Standard & Poors, Moodys y Fitch Ratings y cada uno tiene su propio sistema de calificar si el emisor de una deuda tiene la habilidad de hacerle frente a sus obligaciones. Ante todas estas instituciones, Los Estados Unidos (E.U) ha tradicionalmente mantenido el “rating” de AAA. En palabras simples, esta es la calificación más alta que se le puede dar a un país y básicamente significa que hay cero probabilidades de que no pague sus obligaciones (en inglés un “default”). Yo no estoy de acuerdo con esto.

 

La razón por la cual digo esto es que las agencias de “ratings” están equivocadas en lo que están midiendo. La calificación de un bono de un país que imprime su propio dinero no se debe basar en si puede pagar o no. Obviamente el país podrá pagar sus deudas: tiene una imprenta, y si necesita, simplemente puede crear dinero “de la nada” para este fin.  La calificación, en realidad, debería basarse en si el país va a pagar sus deudas con dinero que mantiene su poder adquisitivo a través del tiempo o si pretende pagar con dinero devaluado en el futuro. Por alguna razón las agencias aplican este concepto cuando califican la deuda de países como Brazil y Japón pero se olvidan cuando se trata de E.U.  

 

La mejor forma de entender esto es con un ejemplo: Imagínese que un país tiene un $1 billón en deudas pero en realidad sólo puede pagar la mitad de sus obligaciones. Tiene dos opciones: La primera es ir a sus acreedores, decirles que no les pueden pagar (un “default”) y ver cómo solucionan el problema (darles activos, un arreglo de pago, etc.). La segunda es imprimir “de la nada” lo que les falta (en este ejemplo $500 millones) y pagarles a sus acreedores la totalidad de sus deudas. El problema con esta opción es que a medida que el país imprima más y más dinero sin respaldo, devalúen el resto de su moneda en circulación. Así que por más que el país haya “técnicamente” cumplido con el pago de sus deudas, en los ojos de sus acreedores es como si hubiera entrado en “default” porque el dinero con que les pagó tiene mucho menos poder adquisitivo.

 

Y ahora vemos porque digo que E.U. ha perdido su calificación de “AAA”. El país no está en una posición para pagar todas sus obligaciones ($12 billones en deuda y aproximadamente $55 billones  relacionados con su sistema de salud y su caja de seguro social) y el Gobierno no está tomando las medidas para arreglar esta situación (bajar déficit fiscal, etc.). La realidad es que E.U ha decidido ir por el camino de pagarles a sus acreedores con dinero devaluado. Y como he dicho en otros artículos, como panameños esto nos debe preocupar, ya que a medida que el dólar estadounidense pierda valor, nuestro costo de vida subirá.